Identificar fugas de agua en el hogar es posible con algunas técnicas simples y sencillas que te evitarán grandes dolores de cabeza y sorpresas en el contador de agua de tu vivienda.

Fugas de agua en la vivienda

Cómo identificar la presencia de fugas de agua en el hogar

Es importante aclarar que las fugas de agua son escapes de agua que suceden de manera frecuente en las viviendas, torres, edificios e instalaciones deportivas, estas pueden convertirse en un gran problema debido a los incrementos en costos para los propietarios o arrendatarios y derivar en situaciones más delicadas en el espacio que requieran intervenciones estructurales. En SOS Asistencia te contamos algunas señales que te permitirán saber si hay alguna de estas fallas en tu vivienda.

Zonas descoloridas

Si notas que alguna pared de tu vivienda en la que no se ha derramado ningún líquido ni se ha lavado y presenta una decoloración inexplicable, deberás observar durante algunos días, en caso tal de no desaparecer la mancha es probable que puedas tener una fuga de agua oculta.

Fuga de agua en la cocina

Estas suelen presentarse por lo general en las tuberías que se ubican dentro de la pared de la cocina, en este caso, si eres detallista y cuidadoso, podrás escuchar el agua correr si te acercas a las paredes.

Escapes en el baño

Son las fugas de agua más frecuentes en el hogar, estas pueden notarse con un goteo constante, fugas en la base del sanitario o la tubería que lo conecta, lo cual provocará que notes un pequeño charco de agua.

En la tubería del lavamanos deberás fijarte que, al cerrar el grifo, no se presente goteo o que notes un sonido de fluido de agua sin tenerla abierta.

Un truco sencillo y bastante útil es cerrar todos los grifos y ubicar gasas completamente secas, si al cabo de un rato están húmedas, ten la certeza que esa llave es una de las causantes y puedes estar frente a una fuga invisible.

Si crees que la fuga viene desde el sanitario, aplica un poco de colorante vegetal en el tanque del sanitario o poceta, si empieza a teñirse quiere decir que hay una fuga presente.

Verifica el medidor o contador de agua

Una acción clave que también puedes realizar para saber si tienes o no una fuga de agua, es cerrar la llave de paso y acércate al contador o medidor de agua, si este continúa corriendo podrías tener una fuga y esta podría estar en la tubería que va desde el contador a tu vivienda o en las tuberías internas.

¿Por qué se presentan estas fugas?

Existen varios factores que pueden incidir en que una vivienda tenga fugas de agua, entre las cuales están:

-Tuberías demasiado antiguas y con poco mantenimiento.
-Conexión deficiente entre las tuberías.
-Fuertes presiones de agua.
-Bombas de agua averiadas.
-Averías producto de movimientos telúricos muy fuertes, sin posterior revisión.

¿Qué hacer ante una fuga de agua?

La respuesta es sencilla, lo primero que debes hacer es cerrar las llaves de paso de los lugares donde consideres que se presenta el escape o cerrar la llave de paso genera; en segunda instancia, acude a un experto de SOS Asistencia, pues muchas de esas fugas de agua deben ser tratadas por un fontanero experimentado o un profesional en redes de saneamiento según sea el caso.

Adicionalmente, a modo preventivo, deberías instalar filtros en las tuberías para evitar que cabellos u otros sólidos (como aretes, juguetes o anillos) puedan obstruir el paso del agua y causar perforaciones en las tuberías.

En el caso de la cocina, evita verter aceite, productos abrasivos como disolventes de pintura o químicos que no estén diseñados para la limpieza del hogar, pues podrías ir desgastando la tubería o creando una película que dificultará el paso del agua.

Finalmente, establece una rutina de limpieza de todos los desagües de la vivienda, esto te ayudará a mantenerlas desinfectadas y con menos probabilidades de taponamiento.